Respetemos la democracia

2022 es un año de avances democráticos. Gobernará un bloque político alternativo a los dos que predominaron durante las últimas tres décadas, con propuestas de reducción de autoridades designadas y de fortalecimiento de la descentralización, sumando a la progresiva instalación de gobiernos regionales. También se presentará una nueva Constitución para reemplazar a la de 1980 a través de un nuevo mecanismo: en lugar de ser preparada durante siete años por un pequeño grupo designado por un dictador, será propuesta en 12 meses por una convención que representa una vasta diversidad territorial, socioeconómica, étnica y de género. En síntesis, estamos experimentando un avance democrático largamente postergado.

Sin embargo, parte de las fuerzas políticas y de los medios de comunicación han optado por deslegitimar la democracia. En lugar de promover la representatividad y la apertura al debate, que contribuye a tomar mejores decisiones –no necesariamente más rápidas, pero sí menos objetables y con menores costos a mediano y largo plazo–, vemos una proliferación de mentiras y burlas por parte de autoridades en ejercicio. Esto se refleja en la propuesta de la candidatura de continuidad del gobierno actual, que propuso medidas autoritarias y de mayor control presidencial, en línea con otros regímenes latinoamericanos. Persiste en Chile una renuencia a abrazar la democracia como un sistema de gobierno válido y que desconoce sus beneficios por sobre otros mecanismos; así ocurrió el 12 de noviembre de 2019, cuando se planteó una falsa dicotomía entre autoritarismo e institucionalidad.

¿Es válido infantilizar el ejercicio democrático? ¿Con qué legitimidad las autoridades públicas difunden noticias falsas para minar la legitimidad de otros representantes? La neutralidad ha sido un tema de debate para cuestionar la desidia con que se enfrentan los autoritarismos y las arbitrariedades que llevaron a guerras y genocidios. Este sostiene que, cuando conocemos y tenemos acceso a los medios para conocer el daño que ciertas prácticas pueden generar, no es aceptable tomar palco, sino que es preciso toma posición sin caer en dogmatismos. Nuestra frágil historia democrática lo hace urgente.

Dr. Álvaro Román

Columna de opinión publicada en Diario El Austral de Osorno el día 20 de Enero de 2022.
Comments are closed.