Una cuestión de expectativa.

El plebiscito del 25 de octubre pasado se ha convertido en la votación con la mayor participación electoral en la historia del país, sufragando el 50,9% de los chilenos habilitados para votar de forma voluntaria. Por el contrario, el domingo 29 de noviembre para la elección de primarias para el cargo de gobernador regional y alcaldes, sólo participó el 3% de la población que tenía derecho a sufragio. Esto puede tener diversas explicaciones. Primero, en Chile las elecciones primarias a nivel subnacional nunca han movilizado un gran número de electores; de hecho, es una elección donde participan preferentemente los militantes y adherentes independientes de los partidos políticos y conglomerados. Si a esto sumamos el profundo distanciamiento entre la ciudadanía y la clase política, claro que las elecciones primarias pasan a ser un proceso poco atractivo para las personas.

Segundo, diversas encuestas a nivel nacional muestran un bajo nivel de conocimiento e interés de la población por las elecciones de gobernadores regionales, un factor que pudo influir directamente en la participación de la ciudadanía en estas elecciones primarias. Por lo tanto, a sólo 4 meses para elegir a esta nueva autoridad subnacional, se requieren con urgencia estrategias de comunicación más efectivas por parte del estado, y de esta manera informar sobre la relevancia que tendrá esta nueva institucionalidad pública para el desarrollo de las regiones. Y tercero, simplemente las expectativas que provocan en la ciudadanía una votación y otra. Por un lado, estudios de opinión señalan que la mayoría en Chile cree que una nueva constitución traerá una mejor calidad de vida y cohesión social para el país. Por el contrario, un porcentaje considerable de la población opina que la instalación de los gobernadores regionales y el proceso de descentralización no significará una mejoría en su bienestar y calidad de vida, incluso podría provocar un retroceso.  Esto último, es un tema que debemos enfrentar; y es responsabilidad de candidatos y candidatas, autoridades y líderes locales, destacar la importancia de la elección del nuevo gobernador regional y el impacto que tendrá en el bienestar de las comunidades regionales.

Dr. Guillermo Díaz López

Columna de opinión publicada en Diario El Llanquihue de Puerto Montt el día 3 de Diciembre de 2020.
Comments are closed.